27 oct. 2010

La exposición Miguel Hernández. 1910-2101. La sombra Vencida en la Biblioteca Nacional




Se trata de una de las principales actividades conmemorativas del centenario del poeta



La muestra ha sido organizada por la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales (SECC) como una de las principales actividades de conmemoración del centenario del nacimiento del poeta. En el acto inaugural destacaron en sus discursos la relevancia del poeta, su compromiso, su lucha, la importancia de recuperar la memoria histórica. Asimismo, a propuesta de la Comisión Nacional del Centenario del nacimiento de Miguel Hernández, se ha creado un Premio Nacional de poesía para jóvenes que llevara el nombre de Miguel Hernández.

José Carlos Rovira, comisario del centenario realizó una primera visita guiada por la exposición, que está dividida en 5 partes.

Infancia y Juventud en Orihuela, donde encontramos sus primeros manuscritos, y testimonios de la época.
Madrid durante la II República, donde podemos hacer un recorrido por sus primeras obras publicadas, y encontrar primeras ediciones, así como un viaje a la realidad de esos años de agitación y esperanza.
La Guerra, la poesía del frente, su militancia comunista, su incorporación al 5º regimiento.
La Cárcel, su proceso judicial, sus periplos por diferentes cárceles. Aquí podemos destacar los Cuentos para Manolito, manuscritos ilustrados que escribió desde la cárcel,
Homenajes y Censuras, música basada en su poesía, con especial atención a ese niño yuntero cantado por Víctor Jara. Retratos, cuadros inspirados en el poeta, ediciones de sus obras y expedientes de la cruel censura franquista.
Por otra parte, el profesor Rovira destacó las influencias del poeta, su capacidad de aprendizaje, huyendo de ese mito del poeta pastor, sino que lo presenta como un poeta universal, poeta necesario y poeta de la memoria. Capaz de aprender de sus lecturas de Góngora, de sus contemporáneos Neruda o Aleixandre, o de la compañía de pintores como Benjamín Palencia o Maruja Mallo.


Una de las cartas de Miguel a su mujer, Josefina Manresa.

Esta exposición supone una oportunidad de conocer algo más la figura de este Oriolano universal, su poesía, su compromiso político, su lucha por la libertad y por la república; Un recorrido por su vida, y su muerte. Una respuesta ante un intento de imposición del olvido, puesto que su obra no puedo ser publicada hasta principios de los años 60, y dicha obra sufrió una gran censura como podemos ver en la exposición

La exposición estará del 4 al 21 de noviembre en la biblioteca nacional y posteriormente viajará por distintos lugares de España.

Turbia es la lucha sin sed de mañana.
¡Qué lejanía de opacos latidos!
Soy una cárcel con una ventana
ante una gran soledad de rugidos.

Soy una abierta ventana que escucha,
por donde ver tenebrosa la vida.
Pero hay un rayo de sol en la lucha
que siempre deja la sombre vencida

Miguel Hernández




Séfora Bou Perona

Tomado:  http://www.larepublicacultural.es/

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...