3 mar. 2010

¿Querrá IKEA ver la luz?

En las 267 tiendas de la multinacional IKEA en 26 paises el negocio marcha de perlas: el volumen de ventas es de más de 21.500 millones de euros. Su éxito comercial se basa en un estricto cálculo de los costes y precios. Además de muebles, IKEA vende accesorios como velas. Entre los principales ingredientes de las velas de IKEA se encuentran junto a la parafina, sobre todo cera y estearina: esto significa aceite de palma, que actualmente cuesta unos 250 euros menos por tonelada que la parafina. Asi se pueden ofrecer las velas a precios bajisimos. IKEA utiliza para la fabricación de las velas unos 32.000 toneladas de aceite de palma por año, más unas 8.000 toneladas adicionales para otros productos. La mayor parte del aceite de palma tiene su origen en Malasia e Indonesia. IKEA es consciente de este problema ya que ante la consulta de Rettet den Regenwald (Salva la Selva en Alemania) admitó que no se puede garantizar la sostenibilidad del aceite de palma. Lamentablemente IKEA (aún) no toma la decisión de actuar en consecuencia excluyendo el aceite de palma como materia prima. IKEA se justifica con su pertenencia a la Mesa Redonda de Aceite de Palma Sustentable (Roundtable on Sustainable Palm Oil, RSPO). Pero RSPO es un «lavado verde» que no garantiza ni la protección del medio ambiente ni estándares sociales. Esto ha sido repetidamente denunciado por Salva la Selva y por mucha otras organizaciones sociales y ambientales. Ver: Agroindustria pretende “maquillar” de verde el negocio de la palma aceitera y Las plantaciones de palma aceitera no serán nunca sostenibles. Con la posición que ocupa IKEA en el mercado, le sería posible establecer un precedente si se decidiera en contra del uso de la palma de aceite. No hay ningún motivo para aferrarse a la palma de aceite. Pero hasta ahora parece que en la empresa no existe auténtica conciencia sobre este problema. El tener conocimiento de los impactos que tiene la utilización de aceite de palma en los países de origen de esta materia prima no ha provocado una reacción por su parte. Y esto a pesar de que en la página de inicio de la web de IKEA España puede leerse «En IKEA nos esforzamos en mantener nuestros precios lo más bajos posible para que sean accesibles a la mayoría de las personas. Aunque no a cualquier precio. El proceso de diseño en IKEA tiene como objetivo crear un impacto mínimo en el medio ambiente [...]». ConsumeHastaMorir Tomado de Rebelión

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...