10 feb. 2012

Sindicatos griegos convocan paro de 48 horas para hoy y mañana


Tres jornadas de huelga general contra los recortes en menos de una semana

Los sindicatos mayoritarios griegos, GSEE y Adedy, anunciaron ayer un paro general de 48 horas a partir de mañana tras conocerse la decisión del gobierno interino de aceptar las medidas impuestas por los acreedores internacionales.

La huelga comenzó a las 12 de la noche de ayer, se alargará hasta la misma hora del sábado, y durante ambas jornadas se desarrollarán manifestaciones y actos de protesta en numerosas ciudades del país.

Las organizaciones convocantes protestarán de este modo contra las drásticas políticas de austeridad exigidas por la troika y aceptadas por el gobierno interino liderado por el ex-banquero Lukas Papademos. Representantes del Banco Central Europeo, la Comisión Europea y el Fondo Monetario Internacional exigieron a Grecia nuevos ajustes en el gasto público para acceder a un nuevo préstamo de salvamento.

“Este gobierno no tiene la legitimidad para tomar tales medidas. Exigimos un cambio de política y del Gobierno de coalición que la impone. Es la hora del pueblo”, afirmaron la Confederación General de Trabajadores (GSEE) y la de Funcionarios Públicos (Adedy) en un comunicado conjunto.

Y añadieron que los términos del nuevo memorando, sobre los que ya se pusieron de acuerdo los líderes políticos de los partidos que integran el gobierno de coalición, “constituyen la pena de muerte de la sociedad”.

El ejecutivo aceptó el recorte del salario mínimo de 22 por ciento y la reducción de 15 mil puestos de trabajo en el sector público el mismo día que el organismo griego de estadísticas informaba del aumento del paro hasta alcanzar al 20,9 por ciento de la población activa, que dobla la media europea.

Más grave es aún la incidencia del desempleo entre los menores de 25 años donde el índice de desocupados llega hasta el 48 por ciento.

Además el presidente de la GSEE, Yannis Panagopulos, viajó a la sede de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en Ginebra, para denunciar la flagrante violación de los convenios internacionales en materia laboral por parte de la troika y del ejecutivo griego.

Panagopulos explicó en una carta la forma en que se eluden los derechos laborales y la falta de respeto al acuerdo adoptado por los interlocutores sociales griegos, por lo que solicitaba la intervención de la OIT, por cualquier medio y forma, para hacer respetar lo legislado.

Antonio Cuesta es corresponsal en Grecia de la agencia Prensa Latina

Fuente: DeAtenas

Tomado: Rebelión.org

0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...